Archivo | 21:23

Tu teléfono no es inteligente

17 Ago

Tú teléfono no es inteligente

De la misma manera que no es inteligente tu lavadora

Ni tu licuadora.

¡Piénsalo!

Compraste un teléfono inteligente porque te seduce la idea de que la inteligencia de tu teléfono se transfiera algún día a tu cerebro pero tú y yo sabemos que hay momentos en los cuales te sientes un completo imbécil -un idiota entre millones de idiotas-  incluso más imbécil que cuando no tenías un teléfono inteligente.

¿Estás seguro de que tu teléfono merece ser nombrado como teléfono inteligente?

¿No te parece más sofisticada la inteligencia de tu lavadora?

¡Mira a tu alrededor!

¿El rostro de las personas que pasan la vida mirando su teléfono y riendo solos como si fueran idiotas resplandece más que el del idiota promedio?

¡No!

Son tontos de otra manera, de una manera mucho más visible para la gente común (para quienes no tenemos un teléfono inteligente).

***

El poder de las redes sociales y de los teléfonos inteligentes está sobredimensionado. Tú lo sabes, yo lo sé, todos lo saben…

Pero -confiésalo- tienes miedo de parecer tonto al decirlo porque todos dicen que las redes sociales y los teléfonos inteligentes son lo mejor de lo mejor y tú no puedes contradecirte: tienes cuenta en Twitter, en Facebook y un teléfono inteligente para contemplar cuán famoso e influyente eres en esas redes tan prestigiosas.

¡Estás dispuesto a cambiar el mundo desde tu teléfono!

***

Sueñas con llegar a ser más inteligente gracias a tu teléfono. Exitoso y popular gracias al uso de la tecnología -y no de cualquier tecnología sino de la tecnología inteligente-. Estás convencido de que la  tecnología inteligente hace más inteligentes a los usuarios de esa tecnología;  el dinero y las ideas brillantes aparecerán sin que las busques porque tienes las herramientas necesarias para que el milagro se materialice.

¡Sí!

¡Así de sencillo!

¡Esa es la estrategia de marketing!

¡Tu religión!

***

¡No me digas que no lo sabías!

¡Se supone que eres inteligente como tu teléfono!

¡En realidad eres un tonto!

***

El inteligente, el genio,  es ese ser -hombre o mujer- que un día dijo:

“Hagamos sentir inteligente a un tonto y venderemos muchos teléfonos”.

Tú formas parte de esa clientela.

¡Mis más sinceros sentimientos de compasión y de pesar hacía ti!

¡Sigue intentando!